Saldaña: “La Junta no ha sido hoy capaz de concretar cuándo va a actuar en la ladera de Arcos”

Diputación y Ayuntamientos
Miércoles, 20 de Septiembre de 2017

El secretario general del Partido Popular de la provincia de Cádiz y diputado autonómico, Antonio Saldaña, ha lamentado hoy la respuesta ofrecida por el consejero de Fomento, Felipe López, acerca de cuándo comenzarán las obras en La Verbena, en Arcos de la Frontera, por parte de la Junta de Andalucía.

 

Así las cosas, hoy mismo el propio Saldaña en el seno del Parlamento de Andalucía ha preguntado por este asunto al consejero competente en la materia y “éste ha respondido que la Junta de Andalucía, por el momento, no sabe cuándo va a poner sobre la mesa la cuantía que ha prometido, la cual asciende a 1,5 millones de euros”.

 

Es por ello por lo que Antonio Saldaña ha incidido en que “los compromisos políticos no sirven de nada si no vienen acompañados de realidades y, por el momento, la única realidad es que los vecinos de La Verbena siguen esperando a que la Junta de Andalucía comience las obras para salvaguardar la integridad de sus viviendas, mientras que el PSOE ofrece respuestas imprecisas, echa balones fuera e incluso llega a menospreciar al Gobierno Central, que por el momento es la única institución que ha actuado a este respecto”.

 

Cabe recordar que este barrio del municipio arcense lleva experimentando desde hace años unos movimientos de tierras que están poniendo en peligro la integridad de 300 viviendas y que precisan, por tanto, de una actuación inmediata ante el riesgo de derrumbe.

 

En este aspecto, el diputado autonómico por Cádiz ha remarcado “el compromiso hecho realidad por el Gobierno de España, materializado en el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, quien prometió en verano una inversión por vía de urgencia de 1.500.000 euros y esa inversión se ha hecho realidad, hasta el punto de que las obras ya han comenzado”.

 

“Es ahora el turno de las instituciones gobernadas por el PSOE, especialmente la Junta de Andalucía pero también la Diputación Provincial de Cádiz y el Ayuntamiento de Arcos, los cuales parece que se lavan las manos ante uno de los problemas más graves que padece la provincia de Cádiz y sobre el cual se niegan a actuar de forma concreta”.